Las mujeres también disfrutan de la pornografía

    62
    COMPARTIR


    Con información de la página visionglobal.info y del Internet Filter Review, un tercio de los internautas que visitan los sitios para adultos son mujeres, y suman casi 10 millones por mes las interesadas en estas propuestas.

    Un estudio llevado a cabo por la revista Glamour, un 87% de las mujeres entre 25 y 39 años disfruta del porno como parte de sus hábitos sexuales. Se cree que más del 70% lo mantiene en secreto.

    Las mujeres ven porno. Tan simple como eso: la pornografía, específicamente en Internet, no está dirigida solamente para el público masculino. Los hábitos de consumo de porno son variados: solos, en pareja, como entretenimiento, “como inspiración”, todo internauta se ha topado alguna vez con una imagen o video donde pasa precisamente eso que estás pensando.

    Las mujeres no pagan por porno. Según CCBill, un servicio que administra los pagos en páginas para adultos, sólo el 2% de todas las suscripciones a páginas pornográficas son realizados con tarjetas de crédito con nombre de mujer. De hecho CCBill en ocasiones presta mucha atención a este tipo de tarjetas, pues puede tratarse de algún adolescente que roba la tarjeta de crédito de su madre, o de una esposa que se encuentra fúrica de que su marido haya descargado una porno.

    Los papeles de estrellas porno femeninos más populares. El estudio anterior también se fijó en qué tipo de papeles son más usuales en la industria. Para sorpresa de pocos, la categoría “adolescentes” aparece en primer lugar, con unas 1.966 películas; la categoría de damas maduras en segundo, con 954, mientras el tercero es, curiosamente “esposa” con 499 títulos. Curioso este último porque encarna la fantasía del sexo de cornudos, así que las narrativas en el porno tal vez no son tan intrascendentes como pensábamos (y no siempre se trata de un repartidor de pizzas con “extra salchicha”.)

    Lo que ellas quieren. Sobre los hábitos de consumo de porno en las mujeres podríamos decir que son tan diversos como los de los hombres, pero hay algunas cosas que parecen no gustarles tanto, específicamente (para decepción de muchos) las “corridas” arriba del cuello y la sobreactuación (a las mujeres parece gustarles más la naturalidad en materia de porno). Tampoco parecen entusiasmarse mucho si la escena no tiene una base narrativa, así como aquel que va “directo al grano”, confirmando las tres reglas de oro de las relaciones sexuales: juego previo, juego previo, juego previo. Pero queda claro que las mujeres que ven porno no buscan precisamente el porno suave del canal Golden: la directora de películas porno Candida Royalle se especializa en sexo duro para la audiencia femenina, y vende unas 10 mil copias al mes.

    A las mujeres les pone… todo. Un estudio aparecido en 2008 en el New York Times encontró que las mujeres mostraban signos de excitación física al mostrárseles imágenes de casi cualquier cosa: masturbación, sexo heterosexual, lesbianas, macho contra macho, e incluso imágenes de archivo sobre chimpancés apareándose. ¿Qué es precisamente aquello que no sube la temperatura en la fémina promedio? Imágenes de hombres desnudos. Pero de manera significativa, el estudio mostró también que había una marcada desconexión entre lo que pasaba en sus cuerpos y lo que pasaba en sus cerebros: a pesar de que había signos físicos de excitación, las mujeres no suelen ser conscientes de ellos… Post y Contenido Original de : El Debate Sexo

    Comentarios

    COMENTARIOS

    Loading...
    COMPARTIR